LG nos promete una nueva era en el visionado de TV

Escrito por Óscar Condés
Generales
1

La glamorosa ciudad de Mónaco, uno de las circuitos más famosos de F1 del mundo, y con la asistencia de proveedores, periodistas y el campeón del mundo Sebastian Vettel, fue el escenario elegido por la firma LG para la puesta de largo del televisor OLED de mayor pantalla y menor grosor que se haya diseñado hasta la fecha. Con ello LG anuncia una nueva era en lo que se refiere a calidad de imagen y diseño ya que lo comparan con la invención de los equipos en color.

Cierto es que la firma coreana ha sido una de las pioneras en el desarrollo de nuevas tecnologías de imagen como puedan ser las Full LED, Cinema 3D, PLED u OLED, de hecho fueron la primera marca que comercializó un televisor OLED. Para LG, los nuevos televisores de esta tipo van a superan las expectativas e ir más allá de lo que entendemos por televisión para convertirse en la pantalla definitiva.

Para lograrlo, el televisor OLED de LG ofrece tecnología de píxeles de 4 colores, que le permiten diferenciarse de otros modelos en cuanto a reproducción del color. Los cuatro píxeles, en conjunción con un perfeccionador cromático, se combinan para generar colores más reales y precisos. A ello contribuye también la inclusión de un subpixel blanco añadido a las capas RGB, sistema denominado WRGB, que aumenta el brillo y mejora el color ofrecido, haciendo que las imágenes sean más naturales y agradables al ojo del espectador. Además, la  pantalla ofrece una buena experiencia de visionado permitiendo ver las imágenes sin distorsión ni pérdida de contraste sea cual sea el ángulo de visión o la iluminación ambiental. Los nuevos televisores han sido diseñados para alcanzar una calidad hasta ahora imposible con los paneles de tipo LCD y LED. Así, ofrecerán un amplísimo rango de contraste y una elevada tasa de refresco, tan sólo 0.02 milisegundos (100 veces más rápido que las pantallas convencionales).

Los nuevos televisores combinan la tecnología LG Cinema 3D y todas las ventajas de las Smart TV y se presentan con un diseño cuidado y elegante destacando sobre todo por sus dimensiones: Su marco es de sólo un milímetro y su peso de 10 kilos, pero lo más llamativo es un grosor de tan solo 4 milímetros. Al no necesita lámparas ni retroiluminación los diseñadores tuvieron libertad para idear un dispositivo elegante y minimalista, un televisor muy ligero que se puede colgar de la pared y convertir un salón en una galería de arte.

Los televisores OLED de LG estarán disponibles de forma limitada en varios mercados europeos aún sin determinar, y será en la segunda mitad del año cuando su distribución será masiva para los demás mercados mundiales.


Continúa leyendo

Comentarios

1 comentario
  1. knarion86 24 May, 12 11:43

    se puede colgar en la pared no? pero donde metes la peana? ahí tienen todas las conexiones así que vas a tener que despegarla,

    0