¿Sabéis por qué gusta tanto la ‘telebasura’? La ciencia tiene la explicación

Escrito por Jose Luis
Televisión Digital Terrestre
0

Desde que la FORTA pusiera en antena hace 18 años su programa Tómbola, la telebasura se ha convertido en el pan nuestro de cada día con decenas de formatos que han convertido al mítico espacio presentado por Ximo Rovira en una elegante crónica de sociedad. Y es que la telebasura es de esos programas de televisión que todo el mundo ve pero nadie reconoce que lo hace, ¿verdad?

La ciencia explica por qué nos gusta

Así que ante un fenómeno tan extendido en estos tiempos que corren, no está de más que entre la ciencia a explicar las razones por las que nos quedamos embobados escuchando cosas que en cualquier otro ámbito de la vida no llegaríamos a tolerar. Ha sido Tentaciones El País quien ha dado un poco de luz a este asunto descubriendo las principales razones (científicas) por las que la telebasura nos gusta. Y aunque no lo creáis, seguro que al leerlas os vais a dar cuenta de que tienen razón.

Una de las primeras cosas que hay que tener en cuenta es que la telebasura satisface una de nuestras necesidades más primarias, la curiosidad. El cotilleo, el conocer es algo inherente al ser humano y cuando estos temas hacen referencia a la vida de otras personas, esa necesidad se acentúa.

Gran Hermano 14 Mercedes Milá

Cuatro grandes razones

Además de esa alma cotilla que todos tenemos hay más elementos que ayudan a engancharnos a la telebasura, como las historias abiertas que cuentan. El efecto gancho que tanto se utiliza en las series al final de los capítulos para agarrarnos. En la telebasura se juega constantemente con testimonios que nunca acaban, donde cada poco tiempo van entrando nuevos personajes que enmarañan el relato original.

El segundo elemento que influye es nuestra creencia de que nuestras vidas no son tan interesantes como esas que nos cuentan en la telebasura y por eso nos gusta enterarnos de esas emociones que sí viven otras personas. Cuando en realidad, si miramos con detenimiento eso que nos cuentan, es algo que la mayoría experimentamos en nuestras vidas alguna vez.

El tercer elemento es esa oscura atracción que tienen los acontecimientos negativos. La revista Science publicó un estudio en el año 2011 donde venía a demostrar que esas historias siempre conseguían más expectación que las positivas. Por último está el poder hipnótico de la TV y que tiene que ver con las sensaciones de satisfacción que recibe nuestro cerebro a través del estímulo que suponen las luces que se ven en la pantalla. Así de sencillo.

¿Comprendes ahora por qué te gusta tanto Sálvame?

También te puede interesar…