La crisis del petróleo obliga a Al Jazeera a despedir a 500 trabajadores

Escrito por Jose Luis
Canales
0

Hace unos años era mirada con envidia por la cantidad de medios y recursos económicos que tenía, que la habían llevado a convertirse en uno de los conglomerados audiovisuales más importantes del mundo, capaz incluso de pujar por algunos de los derechos deportivos más caros del panorama internacional. Pero como suele decirse, “nada dura eternamente”.

La crisis del petróleo

Así las cosas, fue hace unas horas cuando el grupo catarí Al Jazeera anunció que se verá obligado a recortar en un 10 por ciento su plantilla de trabajadores, lo que afectará a un total de 500 puestos en distintas sedes de la televisión por todo el mundo, aunque el grueso del recorte tendrá que soportarlo la oficina en Doha.

Las razones que han llevado a los cataríes a tomar esta decisión es la crisis que vive Oriente Medio, sobre todo los países productores de petróleo y Gas Natural que han visto cómo, últimamente, el precio se hundía y con él la principal fuente de ingresos de la familia Real que sustenta este emporio audiovisual.

Como os decimos, el mayor peso de ese recorte tendrá lugar en la capital de Qatar, Doha, donde se perderán 4.000 puestos de trabajo. El director general en funciones de Al Jazeera, Mostefa Souag, ha afirmado que “la cadena necesitaba realizar estos despidos” para mantener su competitividad en la industria, vistos los “cambios a gran escala que están teniendo lugar en la escena mediática mundial”.

Al Jazeera

Hay que recordar que Al Jazeera cumple en este 2016 dos décadas desde que se fundó al calor de la bonanza económica de Qatar, creciendo en audiencia rápidamente dentro del mundo árabe por lo novedosa de su apuesta informativa. De todos modos, en los últimos tiempos y con el auge de los grupos islamistas, Al Jazeera ha sido acusada de dar demasiada cobertura y escaparate a estos radicales, lo que le ha granjeado no pocas animadversiones en occidente.

Además de esta noticia de los despidos, Al Jazeera ya anunció el pasado mes de enero que cerrará su negocio de televisión por cable en EE.UU. cuando no se han cumplido los tres años desde que fuera estrenado. Sin duda, un panorama bastante oscuro que veremos cómo afecta a otras inversiones que tiene la familia Real catarí repartidas por todo el mundo.

También te puede interesar…